La ceremonia del funeral
miércoles 4 abril del 2018 | Consejos

La ceremonia del funeral

El funeral puede ser de dos tipos: civil o religioso. En Ecuador, dada su cultura y tradición, la mayoría de funerales son religiosos católicos.

Los funerales religiosos tienen lugar en una iglesia o en una capilla u oratorio de la propia empresa funeraria. Los familiares y más allegados al difunto se sitúan en los primeros bancos de la iglesia y son saludados por el oficiante, que puede ser el párroco de la familia u otro oficiante con más experiencia en este tipo de ceremonias, dispuesto por la empresa funeraria.

El féretro es normalmente portado por el personal de servicios funerarios o son los propios familiares y amigos los que acercan el ataúd que contiene al difunto hasta la iglesia. Éste se sitúa con los pies mirando al altar. Encima del féretro se pueden disponer flores sencillas o en caso de que el fallecido fuera militar, policía, etc. puede haber una bandera o algún objeto simbólico como una gorra.

Se realiza un sermón, se bendice el féretro y se realiza una misa. Normalmente este acto dura de 15 a 30 minutos. Al finalizar, el féretro recibe agua bendita y se lo llevan. Sólo después de que el féretro desaparezca se puede salir de la iglesia, por respeto al difunto y a la familia.

A la salida es conveniente dar el pésame a la familia directa, si no se ha dado durante el velatorio. Después del funeral los restos del difunto son llevados a su destino final para darle sepultura o incineración. Si hemos de marchar después de la ceremonia, solo lo haremos cuando la familia se suba al coche fúnebre.

Otras Noticias